5 fantasías sexuales que tu chico no se atreve a confesarte

5 fantasías sexuales que tu chico no se atreve a confesarte

¿Te gustaría descubrir cuáles son esas fantasías sexuales que tu chico se muere por hacer realidad contigo, pero no se atreve a admitir? 

Ya sea por pudor o por falta de confianza en sí mismos o en su pareja, los hombres suelen ser más reacios que las mujeres a revelar sus verdaderas fantasías eróticas. 

Si llevas tiempo con deseos de probar algo diferente en vuestra intimidad sigue leyendo, porque si no te lo dice él, te lo contamos nosotros con pelos y señales para que puedas animarlo a plasmar sus más secretas fantasías. 

5 fantasías sexuales que tu chico nunca te confesará 

Si bien los hay unos más atrevidos que otros, lo cierto es que los hombres son muy reticentes a contar sus fantasías y no solo a su pareja, sino también a sus amigos más íntimos.

Y es que las fantasías sexuales no son algo que se cuenten entre ellos, salvo en muy contadas ocasiones y con bastante alcohol de por medio, todo hay que decirlo. 

Aunque existen muchas clases de fantasías inconfesables, las siguientes cinco son las más recurrentes entre los chicos. 

1. Que te masturbes mientras te mira 

A la mayoría de los hombres les enloquece ver cómo su pareja se masturba. Muchos se tocarán acompañando tu placer, pero si lo que quieres es volverlo realmente loco, impídele que te toque y que se toque mientras te mira. 

Ya verás que le faltará tiempo y le sobrará excitación para tirarse sobre ti en cuanto le permitas hacerlo. 

2. Controlarte y dominarte 

La fantasía de poseer una esclava sexual que sea capaz de satisfacer hasta sus más recónditos y oscuros deseos es una de las más preciadas entre el sexo masculino. 

Que te coloques en la posición del perrito sobre la cama con las manos atadas, poder palmear tus nalgas y obligarte a lamerle el pene mientras ”obedeces a tu amo”, por ejemplo, es algo que puede llegar a volverlo loco. 

Esta práctica, que podría incluir juguetes eróticos, cuerdas y juegos de rol, llega a transformarse en algo tan divertido como excitante. 

Te aseguramos que esa sensación que mezcla el control, el dominio y la sumisión es una de las fantasías más inolvidables que podéis compartir en pareja. 

Eso sí, se trata de una práctica que fácilmente va a más, por lo que para llevarla a cabo es importante que tengas una confianza ciega en él, además de pactar con anterioridad los límites y elegir al menos una palabra clave para detener el juego cuando quieras decir basta. 

3. Sentirse dominado 

Como contrapartida de la fantasía anterior, sentir que lo dominas puede llegar a llevarlo al mismísimo paraíso. ¡Elige el día y toma las riendas! Vístete sensualmente para la ocasión y ponte en plan dominatrix. 

Embadúrnate de aceite especial para masajes eróticos, súbete sobre él, masajea su cuerpo con el tuyo y bríndale placer haciendo lo que te apetezca en cada momento.

¿No suena tremendamente excitante? ¡Esta noche sé tú quien tome la iniciativa y te sorprenderás! 

4. Que le digas palabras subidas de tono 

Es muy posible que nunca te lo haya pedido, pero si hay algo que excita muy especialmente a los hombres, es que su pareja utilice lenguaje obsceno en la cama. Y cuanto más subido de tono mejor. 

Tanto en modo susurrante como a voz en cuello, las palabras con alto contenido erótico suelen provocar verdaderas maravillas y explosiones de sensualidad en una relación íntima. 

Prueba fantasear en su oído con palabras excitantes o enviarle mensajes con contenido provocativo y harás que no pueda dejar de pensar en ti ni por un solo segundo hasta que por fin llegue el momento de tenerte entre sus brazos. 

5. Recibir o proporcionarte un anilingus 

¿Sabías que el anilingus o beso negro es uno de los placeres eróticos más deseados y menos solicitados por los hombres? 

El que para nuestra sociedad aún siga siendo una práctica tabú hace que tanto el pedirlo como el ofrecerlo cause sensación de vergüenza o de estar haciendo algo impropio. 

¡Y nada más lejos de ello! El anilingus es una práctica completamente natural, simplemente has de tomar las precauciones de higiene adecuadas y lanzarte a la aventura de esta experiencia que, por la intimidad que requiere, une a la pareja mucho más allá de lo imaginado. 

En todo caso, en cualquiera de estas cinco fantasías sexuales, el condimento indispensable es la comunicación, la confianza y saber elegir el mejor momento para llevarlas a cabo. Ese mejor momento depende de que la excitación esté en su punto álgido, de este modo os será mucho más simple hablar de ello y lanzaros a la aventura que implica vivir un sexo especial y diferente. 

¿Y qué te parece si pruebas alguna de estas fantasías sexuales con tu chico y regresas para contarnos cuál ha sido el efecto conseguido?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Call Now Button
Abrir chat